18 Noviembre 2022

¿Qué son las pruebas de fertilidad en el hombre y en qué consisten?

pruebas de fertilidad en el hombre

Por el Comité editorial de IVI Santiago

Es común que si tú y tu pareja llevan cierto tiempo tratando de concebir un embarazo y no lo han logrado se pregunten si será necesario realizarse una pruebas de fertilidad masculina. Pero, son varios los factores a considerar a la hora de seguir esta opción para tratar de averiguar la causa por la cual no se ha logrado el embarazo. 

La prueba de fertilidad masculina también se le conoce como espermograma o test de esperma, que se encarga de analizar la calidad del semen del paciente. Existen otros estudios que se pueden realizar como un test hormonal, el FISH de espermatozoides o el cariotipo. Una vez que se descubre la causa que impide la concepción se podrá decidir cuál tratamiento es el idóneo para el paciente y su pareja, para así lograr que formen una familia.

 

¿Cómo saber si soy un hombre fértil?

Para poder determinar si un hombre es fértil es necesario que se visite una clínica de fertilidad. Esto se recomienda tras un año de mantener relaciones con tu pareja sin protección no consiguen el embarazo. El especialista realizará una serie de preguntas y hará pruebas específicas para cada miembro de la pareja.

Las pruebas que se hacen en un hombre para determinar su fertilidad son las que se mencionan a continuación:

  • Exploración física: se estudia el estado general de salud del paciente y sus órganos reproductivos.
  • Seminograma: es un estudio donde se valora la calidad del esperma.
  • Análisis hormonal: se realiza con la finalidad de detectar alteraciones en las hormonas sexuales del hombre.

 

Exámenes de fertilidad en hombres

En la reproducción asistida se necesita que el paciente confíe en la capacidad y profesionalidad del médico tratante. En IVI Santiago contamos con los mejores especialistas en reproducción asistida que te ayudarán a determinar la causa por la cual no se ha logrado el embarazo en tu relación.

La prueba en la que se concentra gran parte de la toma de decisiones sobre la manera en que se conseguirá el embarazo se basa en un examen de fertilidad en el hombre llamado espermograma.

El espermograma es una prueba que permite detectar la presencia de patologías o alteraciones en los espermatozoides del hombre. En ella se analiza la concentración, morfología y motilidad, que son los tres parámetros que definen la capacidad reproductiva del hombre. La Organización Mundial de la Salud (OMS) es la que definió estos valores para considerar la infertilidad en un paciente masculino.

En cuanto al conteo de espermatozoides, un recuento considerado normal es aquel que posee alrededor de veinte millones de espermas por mililitro cúbico. Un nivel inferior se puede llegar a considerar un problema de fertilidad.

 

Pruebas básicas de fertilidad masculina

Los datos a analizar dependen de cada paciente y cada caso en particular deriva en pruebas diversas. En IVI Santiago iniciamos la historia clínica con una exploración física para saber si los problemas de fertilidad son causados por problemas en la eyaculación o problemas testiculares. Para ello se suele analizar lo siguiente:

  • Ecografía testicular.
  • Registro de peso y talla.
  • Evaluación de testículos, su volumen y consistencia.
  • Exploración de abdomen e inglés.
  • Exploración de la próstata y del pene.

Con todo esto se busca descartar problemas anatómicos y valorar si existe alguna dificultad para depositar el semen. Si no se muestran problemas le sigue el análisis de eyaculación.

Seminograma o espermograma

Como se mencionó con anterioridad este estudio consiste en analizar las características del semen para determinar la calidad del mismo una vez que eyacula. Para esta prueba es necesario tener de tres a cinco días de abstinencia.  

La interpretación adecuada de los resultados es indispensable, pues esto puede indicar la presencia del origen del problema para concebir. En caso de que se presente algún valor alterado se podrá clasificar la patología según el parámetro seminal que se vea afectado.

Análisis macroscópico

Se analizan los siguientes valores:

  • Volumen: la cantidad que se considera normal en una eyaculación es de 2 a 4 mililitros. Aunque estos valores se pueden ver afectados por factores como el estrés, días de abstinencia, entre otros.
  • Licuefacción: es cuando el semen pasa de líquido a ser una masa semisólida coagulada y esto sucede tras dejar en reposo la muestra de semen aproximadamente 20 minutos.
  • Color: el color normal del semen es blanquecino o grisáceo, si presenta otra coloración puede indicar la presencia de una infección.
  • Viscosidad: se analiza a detalle la presencia de hilos en la muestra de semen.
  • pH: los valores que se consideran normales son entre 7.2 y 8.0 

Estudio microscópico

Se analiza una muestra de semen bajo el microscopio donde se analizan los siguientes parámetros:

  • Movilidad espermática: se analiza la capacidad de movimiento del esperma en su recorrido para fecundar al óvulo. Suelen presentar un movimiento rápido y progresivo.
  • Conteo de espermatozoides o concentración espermática: la cantidad de espermas presentes en un mililitro de eyaculación completa.
  • Morfología: los espermas suelen presentar cabeza ovalada y cola larga. Los espermatozoides con alguna alteración tienen mayor dificultad a la hora de hacer el recorrido para fecundar el óvulo.
  • Vitalidad: se estudia si los espermas que se encuentran inmóviles se encuentran vivos o muertos.

Análisis hormonal

Cuando el seminograma presenta alteraciones se procede a la realización de un análisis hormonal con la extracción de sangre del paciente. Este análisis suele ayudar a encontrar la causa por la que el seminograma presenta esas alteraciones que se consideran fuera de los rangos de lo normal.

En IVI Santiago nos tomamos muy enserio cada caso de pacientes que al lado de su pareja buscan formar una familia, por lo que desde el primer contacto nos involucramos de manera personalizada y damos la atención que corresponda a cada caso, pues sabemos que cada uno de nuestros pacientes y futuros padres son diferentes. 

Les presentamos diversas alternativas para lograr el embarazo dependiendo de los resultados obtenidos de la prueba de fertilidad masculina. De ahí se puede decidir recurrir a la fecundación In Vitro (FIV) o  la inseminación artificial (IA); todo dependerá de cada caso en particular. No dudes en contactarnos para recibir asesoría y el tratamiento ideal para ti y tu pareja.

Solicita información sin compromiso:

Los comentarios están cerrados.

Volver arribaarrow_drop_up